• exodoenlinea

Campaña nacional por los derechos político-electorales

* La de Morena, elección deshonesta que violó los derechos de los ciudadanos

* En juego el futuro de ejercicios verdaderamente democráticos



Ciudad de México, a 3 de agosto de 2022.- El pasado fin de semana, el partido Morena realizó una elección interna caracterizada por la violencia, el fraude, la compra de votos, el acarreo y la coacción del voto. El primer responsable de vulnerar los derechos políticos es el Presidente de la República, por permitir el uso patrimonialista y faccioso de los recursos públicos y los programas sociales, para convertir a los beneficiarios en clientela electoral.


Para la Secretaria General del PRD, Adriana Díaz Contreras, estas prácticas irregulares fueron promovidas desde la fase previa a la jornada electoral, al permitir la participación de servidores públicos, legisladores, representantes populares y distintos personajes vinculadas con líderazgos visibles de ese partido, para que pudieran ser votados a los distintos cargos partidarios postulados. Con ello, no solo se eliminó la división entre gobierno y partido, sino que se vulneró la libre participación y ejercicio de los derechos políticos de las y los ciudadanos.


Díaz Contreras señaló que los “servidores de la nación” pasarán a la historia como los operadores del fraude a la democracia, al condicionar el voto de las y los ciudadanos con la pérdida de programas, recursos o apoyos federales; pero también, los diversos servidores públicos a nivel federal, estatal y municipal que usaron su investidura para acarrear, comprar y coaccionar el voto, violando los principios de legalidad, imparcialidad y equidad de la contienda.


No se trata de la elección interna de Morena, sino de una conducta deshonesta reiterada de los dirigentes y servidores públicos de ese partido que usan abierta y descaradamente los recursos públicos para influir en los procesos electorales, lo que resulta incongruente con su supuesto discurso democrático, afirmó la líder perredista.


Todas y todos estamos obligados a garantizar que la ciudadanía participe y exprese su voluntad sin miedo, de manera libre e informada en los procesos electorales. Por ello, desde el PRD exhortamos a los partidos políticos de oposición para ceder una parte de sus tiempos de radio y televisión al Instituto Nacional Electoral (INE) y a los Organismos Públicos Locales Electorales, para iniciar una campaña nacional que permita a todas y todos los mexicanos conocer y ejercer plenamente sus derechos constitucionales, así como las garantías que tienen todos aquellos que por alguna condición reciben beneficios sociales.


Exigimos al Presidente de la República un compromiso público para incorporar dentro de sus conferencias matutinas un espacio al INE para difundir la campaña nacional de promoción y defensa de los derechos político-electorales, así como de los instrumentos para denunciar la violación a los principios democráticos y las sanciones a que se hacen acreedores las y los servidores públicos que cometan algún delito electoral.


De igual forma, la Secretaria General del PRD hizo un llamado a la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales y a la Secretaría de la Función Pública para que investiguen y sancionen el uso de recursos públicos del Presidente, sus funcionarios federales, así como de las y los gobernadores, presidentes municipales y legisladores de Morena.


Díaz Contreras expresó que, no podemos hacer como si no hubiera pasado nada; lo que vimos fue una elección interna apoyada por el aparato gubernamental y los recursos públicos. Por lo tanto, “debemos seguir luchando para que las y los ciudadanos, y entre éstos a los militantes y dirigentes de cualquier partido, cuenten con leyes, instituciones, y mecanismos óptimos para fortalecer el sistema político democrático, así como ejercer y respetar los derechos político- electorales si queremos que los futuros procesos electorales sean ejercicios verdaderamente justos y competitivos”, concluyó.


¡Democracia ya, patria para todas y todos!